“No Molestar”

no_molestar_-_36_canciones_para_hacer_el_amor-front1.JPGCuando la única paz que se puede encontrar consiste en distanciarse, lo mejor es poner tierra  y mediterráneo de por medio, desconectarse de la permanente conexión con el todo y subirse al tren. Queridas compañeras de cromosomas, en este otoño tan invernal y cerca ya del brindis sin causa y de las compras compulsivas, propongo una escapada, un “aquí te pillo-aquí te mato” pero contigo misma y con maletita de por medio.

No hace falta un equipaje excesivo y sin más peajes que la autopista del descanso, llegamos a la Ciudad de la Luz, cuna de sueños cinematográficos y paraíso cercano para las que carecemos de la varita que alarga el “finde”.

alicante-benacantil.jpg Alicante tiene el sabor del mar y la maravillosa cercanía para las que sí sufrimos la crisis. Está lo suficientemente lejos para llegar y disfrutar del durante, y en estos momentos de bolsillos chamuscados, lo también suficientemente cerca para no arruinarnos.

Una ciudad que mira al mar y te permite lo disfrutes. Para las que no somos tan afortunadas de poseer su azul a diario y para aquellas que aún teniéndolo, la costumbre del mismo, no les permite disfrutarlo.

spaportamaris.jpg

Por supuesto nosotras ya no estamos para tiendas de campaña ni hoteluchos de adolescentes, ahora nos debemos el capricho, que no sea demasiado nocivo para la visa, y que sobre todo alcance el lujo y el detalle que nos merecemos.

 junior_suite_tipo_23251.JPG    hcom_1671493_8_b.jpg    hcom_1671493_6_b.jpg

Te invito a relajarte, a vincularte con la ciudad y a despertarte con la luz mediterránea.
Cierro los ojos y pido un deseo, quiero todo. Levanto mi mirada y ya he llegado, image_hotel_exterior_outside_1.jpg el Hotel Spa Porta Maris abre sus puertas a mi descanso para acariciar el confort y vivir una romántica escapada conmigo misma.

jsuite-del-mar.jpgReconozco que me encantan los hoteles, sábanas tan blancas, tan bien estiradas, almohadas de toda clase, wifi y zona de conexión con el mundo cibernético en todo el hotel pero alejada de la tiranía diaria, el minibar a mi antojo, sales de baño en botecitos y suaves albornoces que sirven para fantasear con el morbo cleptómano, pero que siempre acaban colgados en la habitación del siguiente, no tener que limpiar ni recoger la mesa, con sólo un dedo, apretar el 9 y el room-service se encarga del resto, 24 horas dispuesto a satisfacer mis deseos y levantarme sin hora con un simple No Molestar. Definitivamente, me voy de viaje, ¿te vienes?

restaurant.jpg

Para mí la sensación vacacional sólo existe si estoy en un hotel, y en éste alcanzo el éxtasis del confort sólo con dejarle las maletas, (no sin antes volverme loca por encontrar los euros adecuados mientras discuto con mi acompañante por no llevar suelto) e introducir la tarjetita para que funcione la luz y se encienda mi bienestar.

masaje_piedras1.JPGNosotras nos alojamos en las Suites del Mar, tenemos disponibles 45 junior suites y 2 presidenciales, por lo que sí planificamos nuestra agenda, estoy segura de que sabremos disfrutar nuestra estancia mientras la filosofía de la empresa, que consiste en “hacer sentir emociones”, nos transmite el equilibrio para además de disfrutar del descanso, recargar la energía en su Spa Wellness Center y dar rienda suelta a la aventura gastronómica en su restaurante “MarAbierta”.

marabierta.jpgEn los Salones del Mar, el restaurante “MarAbierta” nos abre un abanico de placer para nuestros sentidos, incluido el paladar.

hcom_1671493_5_b.jpg   Abierto todos los días del año y siempre al servicio del cliente que se atreve a pedir lo que desea, tiene en su carta menús a partir de 30 euros, una decoración armónica, elegante y sobre todo mediterránea. Todas sus vistas dan al mar, el azul es el acento que vincula a los comensales y sus platos la delicia de quienes se merecen darle al pause y saborear. Yo de momento me quedo con el postre que embaucó mis oídos con su nombre, Tarta caliente de manzana a la Buena Mujer y el resto de los sentidos al probarla.
 Por supuesto que cómo no todas tenemos el vicio de no fumar, para aquellos pocos a los que el humo les sigue “enganchando”, el restaurante cuenta con  zona de fumadores, que sin hacerles sentirse discriminados, al menos no molestan al resto. Cocina mediterránea con toques innovadores, adecuada para el exquisito paladar de las mujeres actuales y de sus compañeros de viaje. Sus salones con cómplices de quienes deciden dar el Si Quiero, y testimonios de los congresos y reuniones del más alto nivel,  con el mejor servicio.

Ahora con el estómago acomodado, nosotras, que hemos decidido que nos merecemos una estancia exclusiva en estas suites, tenemos la posibilidad de realizar el gratuito Circuito Sanarium compuesto por sauna húmeda con aromaterapia y musicoterapia, duchas de contraste, fuente de hielo, jacuzzi y área relax.

jacuzzi_y_piscina_sanarium1.JPG

También disponemos de terraza solárium con suelo de madera tropical y piscina exterior en la terraza panorámica 270º, que nos embarca en un crucero de sensaciones.

Llega la hora bruja, y justo en frente del hotel, a menos de dos minutos sin tacones, la zona del Puerto de Alicante, nos invita a darle marcha al cuerpo y a disfrutar de la noche alicantina. Si los zapatos no nos han dañado demasiado y hemos jugado a taconear la pista, es el momento de abrir la puerta de nuestra suite, dejar el vestido sobre el sofá, y tirarnos literalmente en esta inmensa cama de sábanas blancas mientras seguimos la melodía que nos dicte el momento. (En este caso, el manual de instrucciones no tiene más compás que el sabor de vuestra piel).

desayuno-aquamarina.JPGPara el buenos días, mi parte preferida, el desayuno, admito soy capaz de levantarme y madrugar a pesar de las ojeras, con tal de desayunar en el hotel, me encanta la fruta cortada, preparada para que yo disfrute de ella sin trabajo, el zumo natural, y esos huevos y demás comestibles que sólo veo en los angloplatos, pero que me permiten disfrutar de un café calentito mientras acumulo bollería en la mesa. Luego soy de las que vuelve a la cama y cuelga de nuevo el No Molestar hasta la hora de la cena, pero estoy de vacaciones, en mi escapada, y si este hotel tiene la q-calidad.JPG de calidad  turística será por eso, porque no me encuentro como en casa, sino mejor, y cómo dicen los que saben de la mujer (los publicistas),  “PORQUE YO LO VALGO Y TÚ TAMBIÉN”.

diana-pet.jpg Diana G. Marugán
Gracias al director del Hotel Spa PortaMaris, Don Domingo Luján, y a su equipo, por recrear la delicadeza que desea la mujer actual en cada rincón del viaje.

nueva-imagen.GIF www.hotelspaportamaris.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *