La Estrella que no brilló

nadal2009-copia.jpg

Siempre he pensado que las fiestas de Navidad son y deben ser exclusivamente para los niños. Y nada, ni nadie, deben privarles en esas fechas tan memorables del amor, felicidad, ilusión y calor humano.

Desgraciadamente las cosas que uno piensa, se quedan en eso: pensamiento, porque sin darnos cuenta, seguimos las pautas bien marcadas, últimamente, de unas fiestas llenas de mercantilismo, es decir: regalos, comidas y cenas fuera de casa, vacaciones en la nieve o países cálidos, etc… Pero, los que seguimos arraigados a las costumbres más típicas, no es difícil imaginar que algún día la Navidad sea sustituida, sabe Dios porque cosa.

Hoy por hoy, son pocos los que siguen manteniéndola tal y como la conocieron de pequeños; aunque algo empieza a cambiar.
Las felicitaciones de Paz, llegan cada día a nuestros hogares. Una Paz que por desdicha, cada vez se hace más difícil de conseguir en más de un país. Y como siempre, los niños son destinatarios de todos los desmanes.
En ésta bendita tierra hay de todo y, no podían faltar cuatro frustrados diseminados por ahí, que van haciendo toda clase de atrocidades sin inmutarse.
Cuando destrozan la vida de un pequeño y la imagen no es servida en diversos medios de comunicación, el desaliento estremece todo mi ser. La pasividad e intolerancia de unos y otros, no deben reprimirnos para alzar nuestras voces y decir ¡Basta!
En estas Navidades para muchos niños la estrella no brillará. Esa estrella que hace años anunció el nacimiento de otro niño.

Lua Zial
León, 16 Diciembre 1994
Compartir




No related posts.

Artículos Relacionados

Artículos Populares


Deja tu comentario

* Nombre, Email, y Comentario son Requeridos