Actualidad

Despierta en el nuevo año

Ya llegó el 2012. Hemos oído hablar mucho de él. Catástrofes, fin del mundo… Miles de libros se han vendido al respecto, hasta el extremo de que han tenido que salir las comunidades Maya a decir que nada de lo que estamos diciendo aparece en lo que las profecías contemplan.

Pero como piensan algunos periodistas: que la verdad no empañe una buena historia. ¡Y menos, quince minutos de gloria! ¿Pedirá alguien perdón por tanto bulo?

Desde el punto de vista metafísico, el año 2012 es un año crucial que da el pistoletazo de salida a la Era de Acuario. Aunque se iniciase en los años 60-70, no es hasta ahora que el movimiento de conciencia y energía que conlleva esta Nueva Era ha empezado a consolidarse y manifestarse. Teniendo en cuenta que una Era dura 2500 años, apenas estamos en el primer suspiro.

La Era de acuario trae consigo un cambio de conciencia. Los viejos valores y esquemas de egoísmo, individualidad, basados en lo material y el logro por el logro, del bienestar personalizado no tienen cabida en esta nueva etapa. La Nueva Era que apenas está abriendo los ojos trae un cambio hacia el Bien Común, hacia un sentido de Justicia Universal. Entendiendo que todos formamos parte de una unidad, que todo cuanto le ocurre al prójimo repercuto en nosotros mismos.

Y no cabe pensar en un “movimiento” manipulado de aborregamiento happy flower. El Movimiento 15M no lo es. La Primavera Árabe mucho menos.

La Nueva Era trae consigo el desarrollo de una conciencia activa alejada años luz de la hasta ahora sempiterna queja de mesa camilla, o de las soluciones de barra de bar, barridas día a día bajo los pies de los clientes. Dos son las palabras clave para este proceso: desautomatización y compromiso.

Las máscaras, las palabras grandilocuentes y las parafernalias embaucadoras de poderes, mercados y políticas ya no tendrán cabida porque la gente despierta, es consciente y no se conforma.

Muy señor mío: Si yo les doy mi piso a cambio de 10.000 euros que me faltan ¿no me debería usted dar el cambio?

Muy señor mío: si ahora sacan de nuevo su detergente con la fórmula «original» ¿significa que con sus veinte mil variedades anteriores me ha estado tomando el pelo?

Muy señores míos: con la tecnología y los nuevos materiales que tenemos ¿por qué mi coche debe ser viejo a los cuatro años de comprarlo si antes un 127 duraba más de 15 años? ¿por qué dura día medio la mitad de lo que se fabrica?

Muy señores míos: ¿por qué si el sistema es para todos cada vez que falla se nos manda a las calderas a alimentar a la máquina mientras los de arriba siguen tomando el sol en cubierta?

Abramos los ojos. Abramos las mentes. Abramos las bocas.

Porque el cambio es imparable. Todo cuanto no se haga bajos los parámetros de Verdad, Justicia y Bien Común no podrá mantenerse so pena de un esfuerzo titánico. Todo cuanto no se haga desde el corazón no tendrá cabida en la Luz de esta Nueva Era que apenas está empezando a mostrarse ante nosotros.

¿Estás preparado/a?

Gabriel Padilla

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Nanomedios, S.L..
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad